Marca Sustituta

Cuando el plan B, es el mejor Plan

Según el Diccionario de la lengua española, SUSTITUIR es; “Colocar a una persona o cosa en lugar de otra para que la reemplace y desempeñe sus funciones.” Tan sencillo y simple como esta acción que, al cabo de un día hacemos, a veces , sin darnos cuenta ni darle demasiada trascendencia , no es ni más ni menos que una decisión más, una puerta que hemos abierto para que otra cosa – que la inicialmente planeada- pase. Nuestra decisión ha provocado una sustitución. Esta sustitución ha dado la oportunidad a que otra persona, cosa, producto, marca, entidad, empresa, evento pase a ser nuestro aliado, proveedor, socio, o sea el nuevo objeto deseado.

Podemos sustituir desde un profesor porque esta enfermo a una marca de aceite en el súper porque la nuestra no esta, o la de leche, yogures, la panadería de cada día por comodidad o la marca de colonia…, pero en esa acción y elección hay un gap de mercado que nos invita a “posicionarnos” como la sustituta. Es aquello de presentarte como “la otra”, si, si… exactamente esa; la que aparece cuando “la oficial” no está.  Ser la sustituta es una exaltación a las marcas/opciones/productos/empresas que siempre están, ya que son expertas de los mercados donde operan pero no son las mejores o las de mejor distribución y alcance ni las mas rápidas o las mas baratas… pero si que son las QUE SIEMPRE  RESPONDEN, y las utilizamos cuando las que mas nos satisfacen “nos fallan”. Esta práctica es muy socorrida en medios de comunicación. “… Normalmente escucho tal emisora pero cuando no hay cobertura escucho tal otra, yo prefiero tal periódico pero si no lo tienen, leo tal otro…”

Te invito a hacer memoria de cuantos meses de agosto (el mes en que Spain is different – de verdad- porque cierra x vacaciones) has hecho mil artilugios para encontrar fotógrafos, diseñadores, impresores, mensajeros, copisterías… Es en esos momentos cuando “las otras”  tenemos que ponernos nuestras mejores galas y mostrar de lo que somos capaces  de hacer, y claro; hacerlo. En esos momentos muchas de estas opciones “sustitutas” pueden pasar a ser la oficial. Es cuestión de tiempo y de hechos.

Sustituir- ser la marca sustituta–  en términos de branding; como valor para tu marca,  es tener planificado en nuestra mente qué “otro” producto-marca nuestro cliente compra si el “de siempre” no esta. Si YO (mi empresa) estoy en esa categoría, tenemos que utilizar esta “REALIDAD” Y VERDAD para posicionarnos y positivizar todo ese esfuerzo que nos cuesta el no cerrar por vacaciones, el no estar a nivel nacional o el no hacer promociones imposibles de sostener, para aliarnos al cliente sus necesidades cuando esta – y se siente- “abandonado”.

Se trata de ver si “siendo” una marca sutituita, si siendo el Plan B de nuestro cliente potencial podemos llegar igualmente a seducirlo, enamorarlo y fidelizarlo. En cualquier caso siempre habrá algún momento de “descuido” en el que “otra” marca aprovechará para comerse un trozo de tu pastel. Pero esa oportunidad de ser sustituta como valor de marca y posicionamiento tiene un inconveniente que va con su propia definición, es finita en el tiempo; eres sustituta mientras sustituyes algo o alguien. LO importante, como en todo, es saberlo y mostrarte así, sin complejos, siendo el Plan B.

¿Quieres ser el Plan B de tu cliente?… pues Díselo!

Gemma Cernuda Canelles – BRANDING – Ellas deciden

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información sobre protección de datos

  • Responsable: Proveïdor d’Experiències Peix&Company S.L
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  • Plazo de conservación de los datos: Hasta que no solicites su supresión.
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.